jueves, 2 de agosto de 2012



Me quedo aquí, esperando...


escuchando silencios que duelen,

anhelando besos esquivos,

imponiendo presencias que me evaden.
Eme aquí, sentada en la penumbra del olvido,
cruzando mares de nostalgias,
heroína en mi mundo escondido.
Atrapo sueños,
dibujo castillos con hilos de soledad,
canto mi oda al destino
que me ha dejado anclada
en un barco que no se atreve
a navegar...